cover-2

Guía Completa de Benidorm

Uno de los mejores hoteles en Benidorm con todo incluido es el Hotel Poseidón. Este destino turístico de primer nivel acoge cada año a miles de turistas. Descubre por qué

Un poco de historia sobre Benidorm

Esta ciudad alicantina tiene una gran historia. Se sabe que los íberos y los romanos habitaron sus tierras, y sus playas, que ahora se llenan de sombrillas y toallas, sufrieron varias incursiones piratas durante el siglo XV. Como resultado, tanto el pueblo como su castillo quedaron seriamente dañados.

Durante varios siglos la pesca fue la actividad principal de toda su comarca. De hecho, la importancia de su puerto y la gran biodiversidad de sus aguas hizo que multiplicase su población en unos pocos años. Se pasó de apenas 200 habitantes a principios del siglo XVIII a más de 2700 a finales del siguiente.

Sin embargo, su verdadero reconocimiento nacional e internacional llegó alrededor del año 1850. En esa época abrió el primer balneario de la ciudad, que fue acogido con una gran ilusión por la población cercana. El turismo, que en un principio se acercaba a la zona para mejorar de sus dolencias, no tardó en llenar sus calles.

A principios del siglo XX llega a la ciudad el ferrocarril. Las puertas de los vagones llenos de turistas procedentes de toda España se abrían a diario para dejar en su destino a cientos de pasajeros. En los años 50, la escasez de pesca obliga a la mayoría de los vecinos a abandonar la actividad y la población se centra en el incipiente auge de los turistas, que por aquel entonces comenzaban a hacer lo que hoy se conoce como turismo de playa.

A finales de esa década, el [URL https://benidorm.org/es" target="_blank]ayuntamiento,[/URL] consciente de los beneficios que suponía el turismo para sus vecinos, hace una reordenación de las calles y concede múltiples permisos para la construcción de hoteles y apartamentos. La mayoría de los hoteles en Benidorm se encuentran en la zona más nueva de la ciudad. Lo que sucedió después puede apreciarse en sus avenidas y en sus edificios construidos en primera línea de playa, casi todos levantados durante esta época dorada para la ciudad de Benidorm.

Qué hacer en Benidorm

La cultura y el ocio son los grandes atractivos de esta ciudad. A pesar de que sus playas son de las más famosas de Europa, hay muchos más planes que harán que pases unos días inolvidables Si te preguntas qué ver en Benidorm, no te pierdas esta recopilación.

Museos de interés

Los orígenes de esta ciudad están en la pesca, por eso, visitar el [URL https://www.comunitatvalenciana.com/es/alacant-alicante/benidorm/museos/centro-cultural-maritimo" target="_blank]Centro Cultural Marítimo[/URL] te resultará una experiencia enriquecedora. Encontrarás una gran exposición de maquetas, barcos pesqueros y distintos nudos marineros. Descubrirás el pasado de Benidorm de un modo didáctico y entretenido.

También debemos hacer mención a uno de sus [URL https://www.portalbenidorm.com/es/guia-de-la-ciudad/museos" target="_blank]museos,[/URL] el de los soldados de plomo. Este curioso lugar acoge a más de 2000 soldados decorados con todo detalle y dispuestos en diferentes formaciones para recrear batallas históricas. Sin duda, un sitio que no olvidarás.

Miradores

El Mirador de la Cruz se encuentra ubicado en una colina a las afueras de la ciudad. Desde su parte superior contemplarás el mar y toda la línea de playa con unas vistas incomparables. Este mágico entorno, rodeado de vegetación, te ayudará a evadirte del bullicio de Benidorm.

También merece la pena la visita al mirador de Sant Jaume. Este lugar sirve como división de las playas de la ciudad. Su acceso se hace a través de unas largas escaleras con una preciosa decoración. Desde su zona inferior, situada a pie del mar, verás toda la costa.

Rutas a pie

Existen multitud de caminos y senderos que te harán descubrir los parajes de Benidorm. Una de las rutas más bonitas [URL https://es.wikiloc.com/rutas-senderismo/benidorm-playa-de-levante-punta-de-les-caletes-y-alto-de-la-montera-78260597" target="_blank]comienza en la playa de Levante[/URL]. Desde allí se recorre toda la costa hasta la punta del Pinet, un sitio idílico con unas vistas espectaculares. Tras un pequeño descanso, el camino comienza un ligero ascenso que poco a poco va en aumento hasta llegar a la cima de la Sierra Helada.

En este lugar se encontraba una torre de vigilancia cuyas ruinas todavía pueden visitarse. Una vez aquí, la ruta comienza el descenso hasta llegar nuevamente a la ciudad. En total, 10 km de distancia.

Rutas en bici

Benidorm tiene una amplia red de carriles bici que puedes disfrutar, incluso, si tu nivel es bajo. Una[URL https://es.wikiloc.com/rutas-mountain-bike/benidorm-carriles-bici-14039489" target="_blank] ruta circular por la periferia[/URL] te descubrirá todos los puntos emblemáticos de la ciudad y no te llevará más de una hora. Si tienes un poco más de tiempo, podrás disfrutar de un paseo por parte de[URL https://es.wikiloc.com/rutas-mountain-bike/benidorm-villajoyosa-sendero-de-la-costa-benidorm-11545113" target="_blank] la costa norte de la provincia[/URL] de Alicante y llegar hasta Villajoyosa. No son más de 30 km y se recorren en algo menos de dos horas. Sus caminos son muy buenos y el espectáculo visual está garantizado.

Alrededores

Benidorm está rodeado de muchos pueblos con encanto:


Villajoyosa. A poco más de 10 km encontrarás este pintoresco municipio. Sus casas de colores llamarán tu atención nada más llegar; la costa está repleta de ellas. Además, en este lugar se encuentra la fábrica de Chocolates Valor y si lo deseas, puedes acceder a su interior para hacer una pequeña visita guiada. Por supuesto, prácticamente toda su línea de costa tiene playas, la mayoría de ellas con bandera azul.
Altea. A 15 km de la ciudad llegarás a esta localidad. En contraste con el colorido de Villajoyosa, aquí encontrarás casas encaladas que te llevarán hasta lo alto de una colina coronada por su iglesia de Nuestra Señora del Consuelo. Este edificio religioso fue construido en el siglo XVII y tiene una gran cúpula de color azul que puede verse desde la parte baja del pueblo.
Finestrat. A tan solo 8 km de Benidorm se encuentra este icónico pueblo. Está ubicado en medio de la montaña, hacia el interior. La mayoría de sus calles tienen una elevada pendiente y su punto fuerte es su castillo. Ubicado en la zona superior de la localidad, desde su mirador se puede contemplar toda la comarca. Desde este pueblo nacen varios senderos que te llevarán por toda la sierra. Si te gusta el senderismo, aprovecha la oportunidad.
Terra Mítica. Este parque de atracciones tiene mucho encanto. Dispone de todo lo necesario para que tengas un día repleto de aventuras y diversión. Se encuentra muy cerquita de Benidorm y es posible llegar hasta él en transporte público.


Lo que no te puedes perder sobre gastronomía

Los platos típicos de la zona todavía conservan muchas de las recetas antiguas. La ciudad tiene una gran variedad de comidas que te harán disfrutar de cada momento:


Arroz caldoso con salmonetes y calabaza. Este completo plato es perfecto para los días más fríos. Mezcla ingredientes del mar con hortalizas de la huerta.
Cazuela de pescado al estilo pobre. Esta receta era típica de las familias de clase baja, de ahí su nombre. Compuesto principalmente por patatas, cebolla y la pesca que ese día había en el mercado, suponía una forma muy nutritiva de alimentarse. Hoy es uno de los menús más solicitados. Su sabor no te dejará indiferente.
Arroz de boquerones con espinacas. Un plato muy sabroso y con mucha tradición. El salado de sus boquerones contrasta a la perfección con el más amargo de las espinacas.
Bollo de San Blas. Este manjar que únicamente conseguirás en algunas selectas pastelerías de la ciudad hará que despierten todos tus sentidos. Se trata de todo un signo cultural para sus habitantes y la receta se ha transmitido durante siglos de generación en generación.
Pastelitos de boniato. A pesar de contener esta hortaliza en su composición, su sabor es dulce y suave. Te recomendamos que pruebes uno.


En nuestros hoteles en Benidorm con todo incluido disfrutarás de un menú típico de gran calidad.

Festividades

La ciudad cuenta con múltiples celebraciones, algunas muy importantes y de relevancia internacional.


Carnavales. Los carnavales de Benidorm llenan las calles de color y música durante tres días en febrero. Los desfiles de disfraces y las verbenas que se celebran cada noche se convierten en una ocasión ideal para visitar la ciudad. Las fiestas tienen su punto final con el entierro de la sardina.
Las fallas. Durante el mes de marzo las fallas toman el protagonismo. Estas fiestas, que son muy similares a las de Valencia, no tienen nada que envidiar a las de la ciudad del Turia. Los ninots inundan las plazas durante varios días hasta que son quemados el día de San José.
Semana Santa. Benidorm cuenta con siete cofradías que procesionan por sus calles durante toda la semana. Cada año más turistas se acercan a ver las preciosas imágenes. Es una ocasión perfecta para disfrutar de uno de nuestros hoteles en Benidorm con todo incluido.
Hogueras de San Juan. Al igual que ocurre en Alicante, esta festividad está marcada en el calendario por todos los habitantes de la ciudad. Durante cuatro días se suceden los espectáculos pirotécnicos que concluyen con la quema de las hogueras la Noche de San Juan.
[URL https://benidorm.org/es/ayuntamiento/concejalias/fiestas/moros-y-cristianos" target="_blank]Moros y cristianos. [/URL]Tienen lugar a primeros de octubre. La pólvora y la música toman el protagonismo de este evento que une las dos culturas durante los desfiles que tienen lugar. Un evento que merece la pena conocer.
Fiestas Mayores. En el mes de noviembre se celebran las fiestas patronales de Benidorm. Desfiles, mascletás y mucha diversión se unen para que puedas pasar unos días de locura.


Benidorm en dos días

La ciudad tiene mucho que ofrecerte. Si no tienes demasiado tiempo, en dos días exprimirás al máximo tu estancia para no perderte nada.

Primer día

Las playas en Benidorm son cálidas y acogedoras. Después de un largo viaje te apetecerá darte un baño relajante. La playa de Poniente está situada frente a nuestro hotel de Benidorm y te permitirá tomar el sol desde primera hora de la mañana. Cuando hayas descansado, dirígete hasta el [URL https://www.comunitatvalenciana.com/es/alacant-alicante/benidorm/monumentos/balcon-del-mediterraneo" target="_blank]Balcón del Mediterráneo.[/URL] Desde allí tendrás unas vistas espectaculares de la playa de Levante, ubicada en el otro extremo de la ciudad. A continuación, puedes pasar la tarde visitando el casco antiguo de Benidorm, un entorno que te hará acercarte a la historia de la ciudad para descubrir su apasionante pasado.

Al caer la noche, te recomendamos que des un paseo hasta lo alto del castillo. Desde allí podrás contemplar la costa y refrescarte con la brisa procedente del mar. Si te gusta la fiesta, en Benidorm encontrarás un gran ambiente en cualquier época del año. La zona del paseo marítimo es un lugar perfecto para que desconectes de tu día a día y disfrutes de la música. Al terminar, será hora de acercarte hasta uno de los hoteles en Benidorm con todo incluido para descansar y reponer fuerzas.

Segundo día

Después de la intensidad de la noche anterior, un poco de tranquilidad te vendrá genial. Una ruta senderista por el [URL https://www.visitbenidorm.es/ver/3863/parque-natural-sierra-helada.html" target="_blank]Parque Natural de Sierra Helada[/URL] te hará entrar en contacto con la naturaleza. Sus senderos, rodeados de vegetación, te harán disfrutar del monte y su entorno. Antes de comer, pásate por el puerto deportivo, que se encuentra a los pies del parque. A pesar de su pequeño tamaño, tiene unas vistas preciosas de las playas de la ciudad y te permitirá observarla desde otro ángulo completamente diferente.

Si prefieres otro sitio más elevado, el mirador de Sant Jaume es una gran alternativa. Tras la comida, la playa de Levante te ofrecerá un buen sitio para que descanses y para que tus pies se remojen en el Mediterráneo. Desde aquí te recomendamos que des un paseo hasta la ermita de la Virgen del Mar. Ver como la sombra de los rascacielos cae sobre el mar desde este enclave no tiene precio. El atardecer traerá consigo el final de tu viaje, pero habrás exprimido todo el jugo a tu corta estancia.

Benidorm tiene rincones únicos, una gran oferta de playas y una cantidad insuperable de turistas. Todos estos elementos harán que tu estancia en uno de los hoteles en Benidorm con todo incluido se convierta en una experiencia inolvidable y digna de compartir.

Recibe ofertas y noticias de Poseidon